Setena en el ojo de ecologistas por aprobar proyecto de incineración en Guanacaste

Redacción/Radio Pampa

La aprobación de la viabilidad ambiental de un proyecto de incineración, bajo la modalidad de gasificación, en Guanacaste, generó repudio por parte del sector ecologista hacia la Secretaría Técnica Ambiental (Setena).

Ante el avance de dicho proyecto, emprendido por Coopeguanacaste, los ecologistas buscarán interponer acciones legales para evidenciar todos los posibles riesgos e impactos que la iniciativa conlleva.

El proyecto, cuyo trámite inició en 2014, tiene un costo de más de $38 millones.

La iniciativa se pretende desarrollar en el distrito de Belén del cantón de Carrillo generaría energía con los desechos de la mayoría de los cantones de Guanacaste.

La planta cuenta con una capacidad teórica para generar entre 8 MW y 10 MW de electricidad procesando entre 150 y 180 toneladas de residuos sólidos municipales al día.

La gasificación es un procedimiento de alto consumo energético que intentan reducir el volumen de residuos convirtiéndolos en gas a través de la combustión. Dicha práctica está clasificada como una forma de incineración por la Unión Europea y la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos.

Pese al exponencial daño ambiental, se otorgó la viabilidad al proyecto debido a que la energía producida por el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) es de alto costo, argumentó Setena.

Sin embargo, la situación de energética hasta hoy es bastante distinta pues la generación es 100% renovable e inclusive el ICE rechaza seguir comprando energía a los generadores privados por el estancamiento de la demanda.

Esta misma institución incluso se opuso a un proyecto similar en Escazú, ya que el ICE solo está interesado en generar energía a partir de fuentes renovables.

Imagen tomada de internet con fines ilustrativos/Radio Pampa. Fuente de la nota: La República